LAS  7  TROMPETAS,  PARTE  3



Vers.9 La premisa sentada aquí es que esta trompeta alude a las guerras asoladoras y furiosas invasiones que Atila, rey de los hunos, dirigió contra el poder romano. Hablando de este guerrero, y particularmente de su apariencia personal, dice Barnes: "En su aspecto, se parecía mucho a un brillante meteoro que fulgurase por el cielo. Vino del Oriente juntando sus hunos, y los volcó, como veremos, repentinamente sobre el imperio, con la rapidez de un meteoro fulgurante. Se consideraba consagrado a Marte, el dios de la guerra, y solía ataviarse en forma peculiarmente vistosa, de manera que su apariencia, de acuerdo con el lenguaje de sus aduladores, bastaba para deslumbrar a quienes le mirasen".
Al hablar de la localidad de los sucesos predichos por esta trompeta, Barnes tiene esta nota:
"Se dice particularmente que el efecto iba a ser sobre "los ríos" y "las fuentes de las aguas". Sea que esto tenga aplicación literal, o que, de acuerdo a lo supuesto en el caso de la segunda trompeta, el lenguaje usado se refería a la parte del imperio que sería particularmente afectada por una invasión hostil, podemos suponer que se refiere a las regiones del imperio donde abundaban los ríos y cursos de agua, y más particularmente donde nacen los ríos y corrientes, pues el efecto era permanentemente en las "fuentes de las aguas" ". De hecho, las principales operaciones de Aula fueron en las regiones de los Alpes, y en aquellas porciones del imperio de donde los ríos descienden a Italia. Gibbon describe así en forma general la invasión de Atila: "Toda la anchura de Europa en lo que se extiende por más de ochocientos kilómetros desde el Euxino al Adriático, fue invadido de una vez, ocupado y asolado por las miríadas de bárbaros que Atila llevó al campo".
El nombre de la estrella es Ajenjo.- La palabra "ajenjo" indica amargas consecuencias.
"Estas palabras, que se relacionan más estrechamente con el versículo anterior,… nos recuerdan el carácter de Atila, la miseria de la cual fue autor o instrumento y el terror que inspiraba su nombre.
"La extirpación total y la supresión", son los términos que mejor definen las calamidades que él infligía… "Atila se jactaba de que la hierba no volvía a crecer donde había pisado su caballo". "El azote de Dios" fue el nombre que se atribuyó, y lo insertó entre sus títulos reales. Fue "el azote de sus enemigos, y el terror del mundo".
El emperador occidental, el senado y el pueblo de Roma, con humildad y temor, procuraron aplacar la ira de Atila. Y el párrafo final de los capítulos que refieren su historia, se titula "Síntomas de la decadencia y ruina del gobierno romano". El nombre de la estrella era Ajenjo.

VERS. 10, 11: Y el tercer ángel tocó la trompeta, y cayó del délo una grande estrella, ardiendo como una antorcha, y cayó en la tercera parte de los ríos, y en las fuentes de las aguas. Y el nombre de la estrella se dice Ajenjo. Y la tercera parte de las aguas fue vuelta en ajenjo: y muchos hombres murieron por las aguas, porque fueron hechas amargas.
La tercera trompeta.- En la interpretación y aplicación de este pasaje, llegamos al tercer acontecimiento importante que resultó en la subversión del Imperio Romano. En la exposición del cumplimiento histórico de esta tercera trompeta reconocemos nuestra deuda a las notas de Alberto Barnes por algunos extractos. Como dice este comentador, para explicar este pasaje es necesario "que haya algún capitán o guerrero que pueda compararse a un meteoro ardiente; cuyo curso sea singularmente brillante; que aparezca repentinamente como una estrella fugaz, y luego desaparezca como una estrella cuya luz se apagase en las aguas; que el curso aselador de ese meteoro abarque mayormente las partes del mundo en que abundan los manantiales y los cursos de agua; que se produzca un efecto como si esos cursos y manantiales se volviesen amargos; es decir que perezcan muchas personas y que extensas desolaciones sean causadas en el vecindario de esos ríos y cursos de agua, como si una estrella amarga y funesta cayese en las aguas, y la muerte se difundiese por las márgenes adyacentes o regadas por ellos".





Fuente de información:
- http://www.contestandotupregunta.org
- Alberto Barnes
- Gibbon




Copyright © 2004 - Todos los derechos reservados
Juan Noziglia - The Netherlands